jueves, 14 de febrero de 2008

BUITRES DE LA COMARCA


En Peñarroya de Tastavins tenemos una buitrera y hay muchos buitres.
La gente tira animales muertos: conejos, caballos, cerdos, algunas vacas y cabras muertas (si encuentran en el bosque).




En las Rocas del Masmut también hay muchos buitres. Se puede subir escalando o por un camino. Nosotros os recomendamos que vayáis por el camino, porque un hombre cayó más de diez metros.

La clase de buitres que hay aquí es buitres leonado, que tienen las plumas muy grandes y muy bonitas (las plumas de un buitre adulto miden 61 centimetros).

Las garras de un buitre no son tan fuertes como las de las águilas; las de una águila traspasan el cuerpo de un humano.



De garras a la cabeza de 97 hasta 110 centimetros , su peso es de 6 a 9 kilos y su envergadura de 234 a 280 centimetros.

El año pasado en la escuela cuando salimos al patio vimos un montón de buitres volando. Le dijimos al maestro"¿podemos ir a ver qué pasa?", fuimos y ... vimos buitres comiendo cerdos muertos que había tirado un granjero.

Nosotros cogimos muchas plumas para la clase y algunas para la colección.

Un amigo nuestro seguía a un buitre que caminaba a saltitos y daba gracia.

Tenemos mucha suerte de tenerlos aquí en el pueblo, porque todos los dias los vemos volando.

También tenemos mucha suerte de que hay muchos en Aragón y también que en las ciudades no se ven.
Y así nos despedimos: Adrián, Javier y Sergio en nombre de todos.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Muy bien chicos,me ha gustado mucho vuestro artículo,unas fotos muy chulas.La gente que lo lea tendra muchas ganas de ver las Rocas del Masmut y la buitrera.
Os doy un consejo, antes de escribirlo en el blog corregir las faltas, se leerá mucho mejor.
Escribir muchos artículos más que son muy bonitos.
Un saludo, Celia.

Anónimo dijo...

Hola Celia y escritores.

A mí también me ha gustado mucho el artículo. Tendré que ir hasta el Matarraña para conocer esos parajes tan bonitos.

Enhorabuena!!!

Marta dijo...

¡Brutal! Me ha encantado el artículo y las fotos, gracias por escribirlo.

Marta